Los 4 KPIs clave del punto de venta con el reconocimiento de imágenes

Noticias | 9 mayo, 2019

El aumento de productividad de cualquier equipo comercial pasa, inevitablemente, por dotarlo de las herramientas adecuadas que permitan reducir el tiempo que dedican a tareas menos estratégicas para así poder organizar su tiempo de forma óptima y centrarse en aquellas acciones que sí van a reportar un beneficio de forma más directa.

Con este objetivo, entran en valor propuestas como la de Planorama, un sistema que incluye la nueva tecnología de reconocimiento de imágenes (IR) que permite realizar un análisis del lineal en tiempo real y en tan solo 5 minutos.

Se trata de un importante avance tecnológico que mejora la automatización y el papel de la fuerza de ventas. Gracias a una simple fotografía el equipo comercial puede revisar que el lineal y el producto cumplan con todos los objetivos pactados en el punto de venta. Es decir, podemos en pocos minutos, confirmar sí se cumplen o no los principales KPIs marcados. Y no solo eso, lograremos también agilizar la fase de toma de decisiones que nos permitan corregir cuando la presencia en un determinado punto de venta no esté funcionando cómo debería.

En último término lo que buscamos es que la experiencia de los compradores frente a nuestros productos en el punto de venta sea la que exactamente se ha diseñado para ellos. Entonces, ¿qué aspectos deben tener en cuenta la fuerza de ventas en particular y la empresa en general para valorarlo? Estos son los 4 KPIs más relevantes:

1. Share of Shelf

De acuerdo al último estudio publicado por POPAI (Mass Merchant Shopper Engagement Study), el 34% de las personas no preparan ningún tipo de lista de la compra antes de entrar a la tienda y el 47% lleva la lista en su mente. Esto se traduce en oportunidades para conquistar al comprador en el mismo punto de venta. Por eso es clave generar interés siendo especialmente visibles.

El reconocimiento de imágenes nos ayudará a medir el Share of Shelf de nuestra marca de dos formas distintas: el Linear Share of Shelf (LSOS) o Share of visible Facings (FSOS).

Linear Share of Shelf o (LSOS): Nos permite calcular la proporción del espacio que ocupa nuestra marca en el lineal respecto al total de centímetros disponibles para esa categoría de producto.

Share of visible Facings (FSOS): Nos permite calcular la proporción de facings de productos disponibles en la góndola en comparación con la cantidad de facings disponibles en el punto de venta.

2. Visibilidad fuera del lineal

Las segundas ubicaciones dentro del mismo establecimiento son una gran oportunidad para las marcas. Por ello, medir su eficacia y rentabilidad es una de las tareas imprescindibles de cualquier fuerza de ventas.

Mediante el reconocimiento de imágenes de Planorama es posible hacer un seguimiento de la inversión en acciones promocionales y, en base a los resultados, maximizarla o corregirla. Del mismo modo, podemos revisar las promociones y los acuerdos con el distribuidor para asegurarnos de que se están desarrollando y cumpliendo según lo acordado.

3. Optimización de la visita

A la hora de planificar las visitas, tendremos en cuenta no solo aspectos básicos como sus ventas o su ubicación geográfica, también su potencial para generar un mayor beneficio.

El coste por visita se verá optimizado mediante el reconocimiento de imágenes y es que este sistema permite dedicar más tiempo a acciones de alto valor añadido en el punto de venta al minimizar el tiempo que invertimos en determinadas funciones. Por ejemplo, mediante la sugerencia de acciones determinadas para cada punto de venta, la geolocalización para la eficiencia de las rutas comerciales o la configuración de datos para cubrir cualquier necesidad en el punto de venta. Todo encaminado a lograr la máxima rentabilidad de las visitas por parte de los Gestores del Punto de Venta.

4. ROI

La optimización de la visita está relacionada, también, con el análisis del Retorno de la inversión y es que a cualquier marca le interesa identificar cuáles son los puntos de venta con mayor retorno.

Esto se traduce en analizar el Retorno de la inversión en el punto de venta a través de términos como el incremento de las ventas (a partir del análisis del facing, de las promociones y demás aspectos que hemos visto anteriormente), el porcentaje de margen bruto y, sobre todo, el coste de la acción comercial y promocional en sí mismo.

Calcular el ROI es fundamental ya que nos permite determinar si el uso de tecnología está siendo favorable y si el presupuesto destinado para las estrategias es el adecuado.

 

En definitiva, el sistema pasa por la personalización y la optimización de la visita. De este modo, podemos configurar los objetivos a conseguir en cada visita, acceder a todos los datos en pocos minutos para cada uno de los puntos de venta y, así, tomar decisiones más adecuadas en menos tiempo.

Noticias relacionadas

Transformación digital de los equipos de venta

El objetivo de cualquier equipo de ventas es atraer mayores ingresos, independientemente del tipo de empresa, de su tamaño y de la industria en la que opere. Sin embargo, es muy difícil crecer dando la espalda a los cambios sociales y tecnológicos que se están gestando en las organizaciones comerciales.

La visita perfecta en el punto de venta

Los equipos comerciales deben enfrentarse constantemente a retos, negociaciones y objetivos por conseguir que son nuevos y desconocidos. El proceso comercial

Factores para calcular la ruta comercial óptima

La organización de las visitas de un vendedor es uno de los aspectos clave de la gestión comercial ya que estas deben ser ágiles y rentables. Una correcta planificación de las rutas comerciales nos puede llevar a un ahorro de tiempo, dinero y recursos energéticos que, a su vez, se traducirá en un aumento de la rentabilidad de nuestros representantes comerciales.

Los 5 factores para una transformación digital exitosa

El siglo XXI está siendo un siglo de cambios, liderados por la revolución digital. Internet y las nuevas tecnologías han sacudido el mundo de la empresa y la economía actual.